top of page

Impuestos para tienda de abarrotes: Guía esencial para cumplir con tus obligaciones fiscales



Sabemos que llevar un negocio exitoso requiere no solo de esfuerzo y dedicación, sino también de un manejo adecuado de las obligaciones tributarias. Es por eso que hoy queremos destacar la importancia de cumplir con tus responsabilidades fiscales y conocer en qué régimen fiscal debes registrarte para determinar los impuestos que te corresponden. Cada tienda de abarrotes juega un papel esencial en la economía local, proporcionando productos básicos y servicios a la comunidad. Sin embargo, es fundamental entender que, al ser un negocio establecido, también se deben cumplir con las leyes tributarias establecidas por el gobierno. Pagar impuestos no solo es una obligación legal, sino que también contribuye al desarrollo y sostenibilidad de nuestra sociedad. Uno de los primeros pasos para asegurar un cumplimiento adecuado es conocer en qué régimen fiscal debes registrarte. Es fundamental comprender las diferencias entre ellos y elegir el más adecuado para tu negocio, ya que esto afectará la forma en que declaras y pagas tus impuestos. En este artículo, nos enfocaremos en brindarte información clara y precisa sobre los impuestos que corresponden a las tiendas de abarrotes, abordando temas como el Impuesto al Valor Agregado (IVA), Impuesto Sobre la Renta (ISR) y otros gravámenes relevantes. Nuestro objetivo es proporcionarte las herramientas necesarias para comprender tus responsabilidades tributarias y tomar decisiones informadas que te ayuden a mantener un adecuado control fiscal en tu negocio.

¿En qué régimen fiscal registrar tu tienda de abarrotes?

En México, existen diferentes regímenes fiscales en los que una tienda de abarrotes puede registrarse, dependiendo de su naturaleza y nivel de ingresos. A continuación, te presentamos una descripción de los regímenes fiscales más comunes: el Régimen General de Personas Morales, el Régimen Simplificado de Confianza (RESICO) y el Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial. Conocer las características y beneficios de cada uno te ayudará a tomar una decisión informada sobre en cuál registrarte.

  1. Régimen General de Personas Morales: El Régimen General de Personas Morales está destinado a empresas o personas morales que generan ingresos superiores a cierto umbral establecido por la ley. Este régimen se aplica a tiendas de abarrotes que tienen una estructura más compleja y operan como una sociedad o empresa constituida legalmente. Los contribuyentes en este régimen están sujetos al pago del Impuesto Sobre la Renta (ISR) y deben llevar contabilidad formal conforme a las disposiciones del Código Fiscal de la Federación. Este régimen ofrece mayores deducciones y permite una mayor flexibilidad en la operación del negocio, pero también implica mayores obligaciones contables y fiscales.

  2. Régimen Simplificado de Confianza (RESICO): está diseñado para personas físicas o morales que inician una actividad económica por primera vez o que tienen ingresos anuales por debajo de un límite establecido. Si tu tienda de abarrotes es de pequeñas dimensiones y tus ingresos no superan dicho límite, este régimen puede ser una opción atractiva. Los contribuyentes en el RESICO disfrutan de beneficios fiscales, como una tasa de ISR reducida y el pago de cuotas fijas al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Además, tienen la opción de llevar una contabilidad simplificada y cumplir con obligaciones fiscales más sencillas. Cabe mencionar que actualmente al estar inscrito como Persona Moral automaticamente estas inscrito como RESICO con diferentes tasas y obligaciones a las Personas Físicas RESICO.

  3. Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial: El Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial es aplicable a personas físicas que realizan actividades empresariales, incluyendo la operación de una tienda de abarrotes. Este régimen es adecuado para aquellos negocios que tienen ingresos superiores a los límites del RESICO y desean llevar una contabilidad más detallada. Los contribuyentes en este régimen deben pagar el ISR y el Impuesto al Valor Agregado (IVA) en caso de estar obligados. A diferencia del Régimen General de Personas Morales, las personas físicas pueden llevar una contabilidad simplificada, aunque es necesario cumplir con los requisitos establecidos por la autoridad fiscal.




¿Qué obligaciones fiscales tendrás en tu tienda de abarrotes?

Una tienda de abarrotes, ya sea registrada bajo el Régimen General de Personas Morales o el Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial, tienen obligaciones fiscales similares que deben cumplir. A continuación, se detallan las principales obligaciones para cada uno de estos regímenes:


Régimen General de Personas Morales:

  1. Impuesto Sobre la Renta (ISR): El Impuesto Sobre la Renta es un impuesto directo que grava los ingresos obtenidos por la tienda de abarrotes. Las tiendas registradas en este régimen deben presentar declaraciones anuales y realizar pagos provisionales mensuales o trimestrales del ISR, dependiendo de la modalidad elegida. Es importante llevar una contabilidad adecuada y cumplir con los requisitos de deducibilidad establecidos por la ley.

  2. Impuesto al Valor Agregado (IVA): El Impuesto al Valor Agregado es un impuesto indirecto que se aplica al consumo de bienes y servicios. Si la tienda de abarrotes supera ciertos umbrales de ingresos establecidos, estará obligada a pagar el IVA sobre las ventas de sus productos o servicios. Esto implica llevar un control preciso de las facturas y emitir comprobantes fiscales electrónicos de manera correcta.

  3. Retenciones de impuestos: En caso de contratar empleados, la tienda de abarrotes deberá efectuar retenciones y pagos correspondientes a los impuestos de los salarios y prestaciones laborales, como el ISR y las cuotas obrero-patronales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

  4. Declaraciones informativas: En determinadas situaciones, como el reparto de utilidades o la realización de pagos a terceros, la tienda de abarrotes deberá presentar declaraciones informativas para reportar dichas operaciones a la autoridad fiscal.

Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial:

  1. Impuesto Sobre la Renta (ISR): Las personas físicas con actividad empresarial, como una tienda de abarrotes, deben presentar declaraciones anuales y realizar pagos provisionales del ISR en función de sus ingresos. Al igual que en el régimen de personas morales, es fundamental llevar una contabilidad ordenada y cumplir con las disposiciones fiscales aplicables.

  2. Impuesto al Valor Agregado (IVA): Al igual que en el régimen de personas morales la tienda de abarrotes deberá pagar el IVA correspondiente a las ventas de productos o servicios. También será necesario emitir facturas y comprobantes fiscales electrónicos adecuados.

  3. Retenciones de impuestos: En caso de también tener empleados, se deberán realizar retenciones y pagos de los impuestos relacionados con los salarios y prestaciones, como el ISR y las cuotas obrero-patronales del IMSS.

  4. Declaraciones informativas: Al igual que en el régimen de personas morales, habrá situaciones en las que se deberán presentar declaraciones informativas para reportar ciertas operaciones a la autoridad fiscal.


En conclusión, el régimen fiscal más conveniente para una tienda de abarrotes dependerá de diversos factores, como su estructura legal, ingresos, gastos y necesidades particulares. Tanto el Régimen General de Personas Morales como el Régimen de Personas Físicas con Actividad Empresarial implican obligaciones fiscales significativas. En cualquier caso, contar con un contador o despacho contable especializado es altamente recomendable. Un contador capacitado y experimentado en asuntos fiscales puede brindar asesoramiento personalizado y asegurarse de que todas las obligaciones fiscales sean cumplidas de manera correcta y oportuna. Su conocimiento experto ayuda a maximizar los beneficios fiscales, evitar errores costosos y mantener el cumplimiento normativo. Además, el contador puede ayudar a interpretar las leyes fiscales, mantener actualizada la contabilidad y presentar declaraciones de impuestos precisas. Esto reduce el riesgo de sanciones y multas por parte de la autoridad fiscal, permitiendo que la tienda de abarrotes se enfoque en su negocio principal y evite preocupaciones innecesarias.


En Grupo Altea, los invitamos a visitar nuestro sitio web www.grupoaltea.org, donde encontrarán blogs y recursos actualizados para mantener su negocio al día y recibir consejos fiscales. Además, ofrecemos asesoría contable personalizada para adaptarnos a sus necesidades específicas. Nuestro equipo de contadores profesionales está comprometido con su éxito financiero. ¡Visiten nuestro sitio web hoy mismo y descubran cómo podemos ayudarles a mantener su negocio al día y en cumplimiento de las obligaciones fiscales!







bottom of page